La mayoría de la gente invierte para obtener ganancias de capital. Es por eso que se entusiasman cuando el mercado de valores sube o se aprecia el valor de su hogar. Pero eso es un error.

Por Robert Kiyosaki

Hace unos años, cuando estaba comenzando mi carrera como inversor en bienes raíces, consideré comprar una casa en Waikiki, Hawaii, como una inversión.

El problema era que la inversión me habría costado alrededor de USD 300 por mes.

En ese entonces, una pérdida de USD 300 al mes hubiera sido lo mismo para mí, como lo sería hoy la de USD 300.000 al mes.

Pero cuando hice los números y se los mostré a mi padre rico, éste preguntó: «¿Por qué quieres perder USD 300 al mes?»

«Bueno», le dije, «el agente de bienes raíces me explicó que la casa aumentaría de valor y que a partir de ahí obtendría una ganancia».

Mi padre rico se rió entre dientes y me repreguntó: «¿Cuántas casas puedes permitirte, que te cuesten USD 300 por mes?»

«Pero probablemente aumentará de valor, y luego podré recuperar mi dinero cuando lo venda».

«Probablemente tengas razón», dijo mi padre rico, «pero no respondiste mi pregunta. ¿Cuántas inversiones puedes permitirte, que te cuesten USD 300 por mes?»

En ese momento, mi ingreso neto después de los impuestos era solamente de USD 2.000 al mes y mis gastos de alrededor de USD 1.800 al mes, por lo que en realidad no podía pagar ni una sola casa que me costara USD 300 por mes, incluso si subía de precio en algún momento en el futuro.

Así que mi respuesta fue tímida: «No puedo permitirme ni una inversión si esto significa que pierdo dinero».

Con una sonrisa en su rostro, mi padre rico dijo: «Recuerda lo que te he estado enseñando. Cualquier tonto puede perder dinero en una inversión. Eso no requiere de mucha inteligencia financiera».

Este consejo puede parecer simple, pero si lo piensas bien, millones de inversores apuestan su dinero y reciben poco o nada a cambio. En otras palabras, su inversión les cuesta dinero en lugar de generarles dinero.

Por ejemplo, millones de trabajadores ponen su dinero en planes de jubilación con la esperanza de que algún día en el futuro haya suficiente en la cuenta para su retiro.

Y millones de personas ahorran un poco de dinero, ya sea en un banco o debajo del colchón, y reciben poco o nada a cambio. Todos ponen dinero para invertir en vez de recibir por invertir.

La lección que mi padre rico me había dado me retumbaba en la cabeza: invertir te debe hacer más rico, no más pobre. Una inversión debería ser capaz de poner dinero en mi bolsillo cada mes, no sacarlo.

Para él, era un milagro que tantos vendedores de servicios financieros pudieran convencer a personas ingenuas financieramente de que era inteligente pagar dinero para invertir.

Quería que la gente aprendiera a buscar con más fuerza mejores inversiones, que fueran inversores profesionales en lugar de ingenuos.

La diferencia entre ganancias de capital y flujo de efectivo
La mayoría de la gente invierte para obtener ganancias de capital. Es por eso que se entusiasman cuando el mercado de valores sube o se aprecia el valor de su hogar. Así es como invierte la mayoría de las empresas de bienes raíces. También es lo que la mayoría de las personas hacen cuando invierten en la bolsa.

Las personas que invierten para obtener ganancias de capital están apostando.

Lo dijo Warren Buffett:

“La razón más estúpida del mundo para comprar una acción es que está subiendo”.
Invertir para obtener ganancias de capital también es la razón por la cual la mayoría de los inversores se deprimen cuando el mercado de valores cae o cuando su casa disminuye de valor.

Una persona con educación financiera invierte tanto en el flujo de efectivo como en las ganancias de capital. Hay dos razones principales para esto:

Razón #1: El dinero debe fluir desde el activo y producir flujo de efectivo, o pierde valor. En otras palabras, si tu dinero solo se estaciona esperando una apreciación o un aumento en el precio de la acción, ese dinero no es productivo y te sirve para nada.

Razón #2: Invertir para obtener flujo de efectivo elimina la mayor parte del riesgo de invertir. Es difícil sentirse como un perdedor, siempre y cuando el dinero fluya hacia tus bolsillos, incluso si el precio de tus activos se ha depreciado. Por otro lado, si su activo se aprecia, es un bono adicional por encima del flujo de efectivo.

Mi esposa y yo somos socios en una compañía petrolera. Invertimos en petróleo tanto para el flujo de efectivo como para acceder a ganancias de capital. La primera vez que perforamos para obtener petróleo, fue por alrededor de USD 25 por barril y estábamos contentos con el flujo de caja cada mes.

Cuando el petróleo llegó a USD 140 por barril, nuestros pozos aumentaron de valor debido a las ganancias de capital, y nos sentimos aún más felices. Hoy, con el petróleo a USD 65 por barril, todavía estamos contentos porque el efectivo continúa fluyendo hacia nuestros bolsillos, independientemente del valor del pozo y de los barriles que de él se extraen.

Si te gustan las acciones, es mejor invertir primero en una que genere un dividendo estable, que es una forma de flujo de efectivo.

Ese es mi consejo.

Robert Kiyosaki

 

(Visited 3 times, 1 visits today)

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *